Turismo astronómico en La Palma, uno de los cielos más limpios del mundo.

Imagen del Observatorio. Foto: Internet_dairy.

Imagen del Observatorio.
Foto: Internet_dairy.

 

La excepcional calidad de los cielos nocturnos amparada por una específica “Ley del cielo” dedicada a protegerla de la contaminación lumínica, constituye la base por la que muchos países han instalado en El Roque de Los Muchachos sus observatorios astronómicos.

 

El Observatorio del Roque de Los Muchachos, en el municipio de Garafía, a 2.420 m. de altura, es uno de los complejos de telescopios más completos del mundo. Gracias a sus cielos oscuros, libres de contaminación y despejados durante casi todo el año, La Palma se ha convertido en uno de los enclaves más privilegiados del planeta para la observación astronómica.

 

Inaugurado en el año 1.985 y regentado por el Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), la atmósfera del Observatorio del Roque de los Muchachos es muy estable por su cercanía a la Caldera de Taburiente, orientado hacia el viento dominante del norte, permitiendo tomar imágenes nítidas y estables del cielo nocturno. En verano el cielo permanece despejado el 90% de las noches. Protegido por la Ley de Protección de la Calidad Astronómica de los Observatorios del IAC, conocida como la Ley del Cielo, obliga al control de la contaminación lumínica regulando el alumbrado público y controlando las comunicaciones y rutas aéreas.

 

El cielo de La Palma debe su excepcional calidad astronómica al hecho de encontrarse cerca del Ecuador y lejos de tormentas tropicales y favorecen la visibilidad del Hemisferio Norte Celeste y parte del Hemisferio Sur. Al encontrarse por encima de la inversión térmica de los vientos alisios entre los 1.200 y los 1.600 m. de altitud, la atmósfera es limpia y carece de turbulencias, con una baja frecuencia de nubes altas debido a que el “mar de nubes” actúa como filtro que impide el paso de polución atmosférica.

 

El Observatorio del Roque de los Muchachos se puede visitar, previa cita rellenando un formulario dirigido al IAC y observar sus impresionantes telescopios. El punto de reunión suele ser en uno de los helipuertos y ya después se dirigen cada uno en sus vehículos hacia el Gran Telescopio de Canarias el cual abre sus puertas para que todos los aficionados al mundo de las estrellas puedan contemplarlo.

 

Tuve la oportunidad de visitarlo y es algo que no olvidaré nunca. Se recomienda hacer la reserva con mucha antelación ya que es uno de los puntos fuertes de la isla y hay mucha demanda de visitas.   Esperemos que os guste.